Vivamos en el Espíritu

Queridos hermanos, no crean a cualquiera que pretenda estar inspirado por el Espíritu,[a] sino sométanlo a prueba para ver si es de Dios, porque han salido por el mundo muchos falsos profetas. En esto pueden discernir quién tiene el Espíritu de Dios: todo profeta[b] que reconoce que Jesucristo ha venido en cuerpo humano es de Dios; todo profeta que no reconoce a Jesús no es de Dios, sino del anticristo. Ustedes han oído que este viene; en efecto, ya está en el mundo.

Ustedes, queridos hijos, son de Dios y han vencido a esos falsos profetas, porque el que está en ustedes es más poderoso que el que está en el mundo. Ellos son del mundo; por eso hablan desde el punto de vista del mundo, y el mundo los escucha.

Read full chapter

Footnotes

  1. 4:1 no crean … por el Espíritu. Lit. no crean a todo espíritu.
  2. 4:2 profeta. Lit. espíritu; también en v. 3.