Al ver el Señor que la maldad del ser humano en la tierra era muy grande, y que todos sus pensamientos tendían siempre hacia el mal,

Read full chapter

El Señor vio que era mucha la maldad de los hombres en la tierra, y que todos los planes y pensamientos de su corazón eran siempre los de hacer sólo el mal.

Read full chapter

Y el Señor vio que era mucha la maldad de los hombres en la tierra, y que toda intención[a] de los pensamientos de su corazón era solo hacer siempre el mal[b](A).

Read full chapter

Footnotes

  1. Génesis 6:5 O, inclinación
  2. Génesis 6:5 O, lo malo

21 Cuando el Señor percibió el grato aroma, se dijo a sí mismo: «Aunque las intenciones del ser humano son perversas desde su juventud, nunca más volveré a maldecir la tierra por culpa suya. Tampoco volveré a destruir a todos los seres vivientes, como acabo de hacerlo.

Read full chapter

21 Al percibir el Señor ese grato olor, dijo en su corazón:

«No volveré a maldecir la tierra por causa del hombre, porque desde su juventud las intenciones del corazón del hombre son malas. Y tampoco volveré a destruir a todo ser vivo, como lo he hecho.

Read full chapter

21 Y el Señor percibió el aroma agradable(A), y dijo el Señor para sí[a]: Nunca más volveré a maldecir la tierra por causa del hombre(B), porque la intención[b] del corazón del hombre es mala(C) desde su juventud; nunca más volveré a destruir[c] todo ser viviente(D) como lo he hecho.

Read full chapter

Footnotes

  1. Génesis 8:21 Lit., a su corazón
  2. Génesis 8:21 O, inclinación
  3. Génesis 8:21 Lit., herir

16 Hay seis cosas que el Señor aborrece,
    y siete que le son detestables:
17         los ojos que se enaltecen,
        la lengua que miente,
        las manos que derraman sangre inocente,
18         el corazón que hace planes perversos,
        los pies que corren a hacer lo malo,
19         el falso testigo que esparce mentiras,
        y el que siembra discordia entre hermanos.

Read full chapter

16 Hay seis, y hasta siete cosas
que el Señor detesta con toda el alma:
17 Los ojos altivos, la lengua mentirosa,
las manos que derraman sangre inocente,
18 la mente que maquina planes inicuos,
los pies que se apresuran a hacer el mal,
19 el testigo falso que propaga mentiras,
y el que siembra discordia entre hermanos.

Read full chapter

Las siete abominaciones

16 Seis cosas hay que odia el Señor,
y siete son abominación para Él[a]:
17 ojos soberbios(A), lengua mentirosa(B),
manos que derraman sangre inocente(C),
18 un corazón que maquina planes perversos(D),
pies que corren rápidamente hacia el mal(E),
19 un testigo falso que dice[b] mentiras(F),
y el que siembra[c] discordia(G) entre hermanos.

Read full chapter

Footnotes

  1. Proverbios 6:16 Lit., de su alma
  2. Proverbios 6:19 Lit., respira
  3. Proverbios 6:19 Lit., envía

12 Pero ustedes se han comportado peor que sus antepasados. Cada uno sigue la terquedad de su corazón malvado, y no me ha obedecido.

Read full chapter

12 ”Y los hechos de ustedes son peores que los de sus padres, porque cada uno sigue los dictados de su malvado corazón, y a mí no me obedecen.

Read full chapter

12 Y vosotros habéis hecho peor que vuestros padres, porque he aquí, cada uno de vosotros anda tras la terquedad de su malvado corazón(A), sin escucharme(B).

Read full chapter

12 Ellos objetarán: “Es inútil. Vamos a seguir nuestros propios planes”, y cada uno cometerá la maldad que le dicte su obstinado corazón».

Read full chapter

12 Pero ellos dijeron:

«No hay caso. Iremos en pos de nuestros ídolos, y cada uno de nosotros seguirá las intenciones de su malvado corazón.»

Read full chapter

12 Mas ellos dirán: «Es en vano(A); porque vamos a seguir nuestros propios planes, y cada uno de nosotros obrará conforme a la terquedad de su malvado corazón(B)».

Read full chapter

24 Pero ellos no me obedecieron ni me prestaron atención, sino que siguieron los consejos de su terco y malvado corazón. Fue así como, en vez de avanzar, retrocedieron.

Read full chapter

24 »Pero ellos no me hicieron caso ni me prestaron atención, sino que por la terquedad de su malvado corazón siguieron sus propios consejos, y en vez de avanzar, retrocedieron.

Read full chapter

24 Mas ellos no escucharon ni inclinaron su oído, sino que anduvieron en sus propias deliberaciones y en la terquedad de su malvado corazón(A), y fueron[a] hacia atrás(B) y no hacia adelante.

Read full chapter

Footnotes

  1. Jeremías 7:24 Lit., estaban

10 Este pueblo malvado, que se niega a obedecerme, que sigue la terquedad de su corazón y va tras otros dioses para servirlos y adorarlos, será como este cinturón, que no sirve para nada.

Read full chapter

10 Este pueblo malvado no quiere oír mis palabras. Anda divagando en su corazón y va en pos de dioses ajenos para servirles y adorarlos, pero vendrá a ser como este cinturón, que no sirve para nada.

Read full chapter

10 Este pueblo malvado, que rehúsa escuchar mis palabras(A), que anda en la terquedad de su corazón y se ha ido tras otros dioses(B) a servirles y a postrarse ante ellos, ha de ser como este cinturón que no sirve para nada.

Read full chapter