A A A A A
Bible Book List

Génesis 9-11Traducción en lenguaje actual (TLA)

Dios hace una promesa

Además, Dios bendijo a Noé y a sus hijos, y les dijo:

«Quiero que tengan muchos hijos, y que sus descendientes llenen la tierra. Pongo bajo el dominio de ustedes a todos los animales de la tierra, a todas las aves del cielo, a todos los reptiles y a todos los peces del mar. Ante ustedes, todos ellos temblarán de miedo. Yo les entrego todo lo que tiene vida, y todas las plantas verdes, para que les sirvan de alimento. Pero no coman nunca carne que todavía tenga sangre, pues en la sangre está la vida.

5-6 »Yo hice al hombre y a la mujer semejantes a mí mismo. Por eso, si algún animal los mata a ustedes, ese animal también tendrá que morir; y si alguno de ustedes mata a otra persona, también tendrá que morir.

»Lo que yo quiero es que ustedes tengan muchos hijos, y que sus descendientes llenen la tierra».

También les dijo Dios:

«Ahora mismo les hago una promesa a ustedes y a sus descendientes. 10 Esta promesa incluye a todas las aves y a todos los animales domésticos y salvajes que estaban con ustedes en la casa flotante. 11 Y ésta es mi promesa: Nunca más volveré a destruir la tierra con una inundación tan terrible».

12-13 También dijo Dios:

«Acabo de hacerles una promesa a ustedes y a todos los seres vivos de esta tierra, que incluye también a los que todavía no han nacido. Como prueba de esta promesa, pongo mi arco iris. 14 Cuando yo traiga nubes sobre la tierra, el arco iris aparecerá, 15-17 y me acordaré de mi promesa. Jamás volverá a haber una inundación tan grande como para acabar con toda la vida. El arco iris es la señal de esta promesa».

Los hijos de Noé

18 Los tres hijos de Noé que salieron con él de la casa flotante fueron Sem, Cam y Jafet. Cam tuvo un hijo llamado Canaán. 19 Con los descendientes de los hijos de Noé volvió a poblarse toda la tierra.

20 Noé era un hombre de campo, y fue el primero en cultivar uvas. 21 Un día bebió vino, se emborrachó y se quedó desnudo dentro de su tienda de campaña. 22 Cuando Cam vio desnudo a su padre, salió corriendo a contárselo a sus dos hermanos. Recordemos que Cam es el antepasado de los cananitas. 23 Entonces Sem y Jafet tomaron una manta para cubrir a su padre. Para no verlo desnudo, caminaron de espaldas llevando la manta, y la dejaron caer sobre su padre.

24 Cuando Noé despertó de su borrachera y supo lo que su hijo Cam le había hecho, 25 dijo:

«¡Malditos sean los cananitas,
tus descendientes!
¡Serán los esclavos
de los descendientes de Sem y Jafet!»

26 Y dijo también:

«¡Bendito sea el Dios de Sem!
¡Los cananitas serán sus esclavos!

27 »¡Que Dios haga más grande
el territorio de Jafet!
¡Que viva Jafet en las tiendas de Sem!
¡Los cananitas serán sus esclavos!»

28 Después de la inundación, Noé vivió trescientos cincuenta años más. 29 Así que murió cuando tenía novecientos cincuenta años.

Orígenes de las naciones

10 Después de la inundación que destruyó la tierra, Sem, Cam y Jafet tuvieron sus propios hijos. Ésta es la lista de sus descendientes:

Los hijos de Jafet

Jafet tuvo siete hijos:

Gómer,

Magog,

Madai,

Javán,

Tubal,

Mésec,

Tirás.

Gómer tuvo tres hijos:

Asquenaz,

Rifat,

Togarmá.

Javán tuvo cuatro hijos:

Elisá,

Tarsis,

Quitim,

Rodanim.

Los hijos de Jafet dieron origen a los pueblos que habitaron a la orilla del mar, con sus familias, sus territorios y sus idiomas.

Los hijos de Cam

Cam tuvo cuatro hijos:

Cus,

Misraim,

Fut,

Canaán.

7-12 Cus tuvo seis hijos:

Sebá,

Havilá,

Sabtá,

Raamá,

Sabtecá,

Nimrod.

Nimrod llegó a ser muy poderoso en toda la tierra. Además Dios le permitió llegar a ser un gran cazador. De allí viene el dicho: «Eres tan buen cazador como Nimrod, a quien Dios le permitió ser un gran cazador». Las ciudades más importantes de su reino fueron Babel, Erec y Acad. Todas ellas estaban en Babilonia. De esta región salió Asur, que construyó las ciudades de Nínive, Rehobot-ir, Quélah y Resen, que está entre Nínive y Quélah.

Raamá tuvo dos hijos:

Sebá,

Dedán.

13-14 Éstos son los pueblos que descienden de Misraim:

los ludeos,

los anameos,

los lehabitas,

los naftuhítas,

los patruseos,

los casluhítas,

los caftoritas.

Los filisteos descienden de los caftoritas.

15 Canaán tuvo dos hijos:

Sidón,

Het.

16-18 Éstos son los pueblos que descienden de Canaán:

jebuseos,

amorreos,

gergeseos,

heveos,

araceos,

sineos,

arvadeos,

semareos,

hamateos.

Más tarde, los cananeos tomaron rumbos distintos, 19 así que las fronteras de Canaán llegaron a extenderse desde Sidón hasta Gaza, en dirección de Guerar, y de allí hasta Lesa, en dirección de Sodoma, Gomorra, Admá y Seboím.

20 Todos estos fueron los descendientes de Cam, cada uno en su territorio, con sus familias y sus idiomas.

Los hijos de Sem

21-25 Ésta es la lista de los hijos de Sem, que era el hermano mayor de Jafet:

Elam,

Asur,

Arfaxad,

Lud,

Aram.

Aram tuvo cuatro hijos:

Us,

Hul,

Guéter,

Mas.

Arfaxad tuvo un hijo, Sélah.

Sélah tuvo un hijo, Éber.

Éber tuvo dos hijos:

Péleg,

Joctán.

En los días cuando Péleg vivía, la gente se dividió y se formaron muchas tribus y pueblos.

26-29 Joctán tuvo trece hijos:

Almodad,

Sélef,

Hasar-mávet,

Jérah,

Hadoram,

Uzal,

Diclá,

Obal,

Abimael,

Sebá,

Ofir,

Havilá,

Jobab.

30 La región donde vivían se extendía desde Mesá hasta Sefar, en la región montañosa del este.

31 Todos estos fueron los descendientes de Sem, cada uno con su pueblo, su territorio, sus familias y sus idiomas.

32 Después de la inundación que destruyó la tierra, los descendientes de Noé habitaron toda la tierra y dieron origen a los distintos pueblos. En la lista anterior aparecen las familias y los pueblos que formaron.

La torre de Babel

11 1-2 Cuando la gente se fue hacia el este, encontró un valle en la región de Babilonia, y allí se quedó a vivir. En aquel tiempo todos hablaban el mismo idioma, 3-4 así que se dijeron los unos a los otros:

«Construyamos una ciudad con una torre que llegue hasta el cielo. Nos haremos famosos y no acabaremos dispersándonos por todo el mundo».

Y empezaron a construir. En lugar de piedras, usaron ladrillos que ellos mismos hicieron, y en lugar de mezcla usaron brea.[a] Pero cuando Dios bajó a ver lo que estaban construyendo, dijo:

«Como son un solo pueblo, y hablan un solo idioma, ya han comenzado a hacer esto. Ahora nada les impedirá hacer lo que quieran. Es mejor que bajemos y confundamos su idioma, para que no se puedan entender».

8-9 Y desde ese lugar Dios los dispersó por toda la tierra, y ellos dejaron de construir la ciudad. Allí Dios confundió su idioma para que no pudieran entenderse. Por eso la ciudad se llama Babel.[b]

Sem y sus descendientes

10 Ésta es la lista de los descendientes de Sem:

Sem tenía cien años cuando nació su hijo Arfaxad. Esto fue dos años después de la inundación que destruyó la tierra. 11 También tuvo más hijos y más hijas. Después de que nació Arfaxad, Sem vivió quinientos años más.

12 Arfaxad tenía treinta y cinco años cuando nació su hijo Sélah, 13 y luego tuvo más hijos y más hijas. Después de que nació Sélah, Arfaxad vivió cuatrocientos tres años más.

14 Sélah tenía treinta años cuando nació su hijo Éber, 15 y luego tuvo más hijos y más hijas. Después de que nació Éber, Sélah vivió cuatrocientos tres años más.

16 Éber tenía treinta y cuatro años cuando nació su hijo Péleg, 17 y luego tuvo más hijos y más hijas. Después de que nació Péleg, Éber vivió cuatrocientos treinta años más.

18 Péleg tenía treinta años cuando nació su hijo Reú, 19 y luego tuvo más hijos y más hijas. Después de que nació Reú, Péleg vivió doscientos nueve años más.

20 Reú tenía treinta y dos años cuando nació su hijo Serug, 21 y luego tuvo más hijos y más hijas. Después de que nació Serug, Reú vivió doscientos siete años más.

22 Serug tenía treinta años cuando nació su hijo Nahor, 23 y luego tuvo más hijos y más hijas. Después de que nació Nahor, Serug vivió doscientos años más.

24 Nahor tenía veintinueve años cuando nació su hijo Térah, 25 y luego tuvo más hijos y más hijas. Después de que nació Térah, Nahor vivió ciento diecinueve años más.

26 Térah tenía setenta años cuando nacieron sus hijos Abram, Nahor y Harán.

Térah y sus descendientes

27 Ésta es la lista de los descendientes de Térah:

Térah fue padre de Abram, Nahor y Harán.

Harán fue padre de Lot. 28 Harán murió en Ur de los caldeos, donde había nacido. Cuando murió, todavía vivía su padre.

29-30 Abram se casó con una mujer llamada Sarai, la cual no podía tener hijos.

Nahor se casó con una mujer llamada Milcá, que era hija de Harán. La otra hija de Harán se llamaba Iscá.

31 Térah salió de Ur de los caldeos y se dirigió a la tierra de Canaán, pero al llegar a Harán se quedó a vivir allí, junto con su hijo Abram, su nieto Lot y su nuera Sarai. 32 Allí murió Térah, a la edad de doscientos cinco años.

Notas al pie:

  1. Génesis 11:3 Brea. Véase nota en 6.14.
  2. Génesis 11:8 Babel: Este nombre suena parecido a la palabra hebrea que significa confusión .
  Back

1 de 1

You'll get this book and many others when you join Bible Gateway Plus. Learn more

Viewing de
Referencia cruzada
Notas al pie