17 Te libraré de tu propio pueblo y de los gentiles. Te envío a estos 18 para que les abras los ojos y se conviertan de las tinieblas a la luz, y del poder de Satanás a Dios, a fin de que, por la fe en mí, reciban el perdón de los pecados y la herencia entre los santificados”.

Read full chapter

17 Yo te libraré de tu pueblo y de los no judíos, y quiero que vayas a ellos 18 para que les abras los ojos y se conviertan de las tinieblas a la luz, y del poder de Satanás al poder de Dios; para que por la fe en mí, reciban el perdón de sus pecados y la herencia de los que han sido santificados.”

Read full chapter

17 librándote(A) del pueblo judío y de los gentiles(B), a los cuales yo te envío, 18 para que abras sus ojos(C) a fin de que se vuelvan de la oscuridad a la luz(D), y del dominio de Satanás a Dios(E), para que reciban, por la fe en mí(F), el perdón de pecados(G) y herencia entre los que han sido santificados(H)».

Read full chapter

El que practica el pecado es del diablo, porque el diablo ha estado pecando desde el principio. El Hijo de Dios fue enviado precisamente para destruir las obras del diablo.

Read full chapter

El que practica el pecado es del diablo, porque el diablo peca desde el principio. Para esto se ha manifestado el Hijo de Dios: para deshacer las obras del diablo.

Read full chapter

El que practica el pecado es del diablo(A), porque el diablo ha pecado[a] desde el principio. El Hijo de Dios(B) se manifestó con este propósito(C): para destruir[b] las obras del diablo(D).

Read full chapter

Footnotes

  1. 1 Juan 3:8 Lit., peca
  2. 1 Juan 3:8 O, deshacer

Los hijos de Abraham

31 Jesús se dirigió entonces a los judíos que habían creído en él, y les dijo:

—Si se mantienen fieles a mis enseñanzas, serán realmente mis discípulos;

Read full chapter

La verdad los hará libres

31 Entonces Jesús dijo a los judíos que habían creído en él: «Si ustedes permanecen en mi palabra, serán verdaderamente mis discípulos;

Read full chapter

Los verdaderos hijos de Abraham

31 Entonces Jesús decía a los judíos que habían creído en Él: Si vosotros permanecéis en mi palabra(A), verdaderamente sois mis discípulos(B);

Read full chapter

32 y conocerán la verdad, y la verdad los hará libres.

Read full chapter

32 y conocerán la verdad, y la verdad los hará libres.»

Read full chapter

32 y conoceréis la verdad(A), y la verdad os hará libres(B).

Read full chapter

36 Así que, si el Hijo los libera, serán ustedes verdaderamente libres.

Read full chapter

36 Así que, si el Hijo los liberta, serán verdaderamente libres.

Read full chapter

36 Así que, si el Hijo os hace libres(A), seréis realmente libres.

Read full chapter

22 Pero ahora que han sido liberados del pecado y se han puesto al servicio de Dios, cosechan la santidad que conduce a la vida eterna.

Read full chapter

22 pero como ya han sido liberados del pecado y hechos siervos de Dios, el provecho que obtienen es la santificación, cuya meta final es la vida eterna.

Read full chapter

22 Pero ahora, habiendo sido libertados del pecado(A) y hechos siervos de Dios(B), tenéis por vuestro fruto(C) la santificación, y como resultado la vida eterna(D).

Read full chapter

Por tanto, hagan morir todo lo que es propio de la naturaleza terrenal: inmoralidad sexual, impureza, bajas pasiones, malos deseos y avaricia, la cual es idolatría.

Read full chapter

La vida antigua y la nueva

Por lo tanto, hagan morir en ustedes todo lo que sea terrenal: inmoralidad sexual, impureza, pasiones desordenadas, malos deseos y avaricia. Eso es idolatría.

Read full chapter

La vida vieja y la vida nueva

Por tanto, considerad los miembros de vuestro cuerpo terrenal(A) como muertos[a] a la fornicación, la impureza, las pasiones, los malos deseos y la avaricia, que es idolatría(B).

Read full chapter

Footnotes

  1. Colosenses 3:5 Lit., dad muerte a los miembros que están sobre la tierra

13 mientras aguardamos la bendita esperanza, es decir, la gloriosa venida de nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo. 14 Él se entregó por nosotros para rescatarnos de toda maldad y purificar para sí un pueblo elegido, dedicado a hacer el bien.

Read full chapter